Destinos

LA REGIÓN SE PREPARA PARA LA REACTIVACIÓN TURÍSTICA POSPANDEMIA CON EL LANZAMIENTO DE PROTOCOLOS SANITARIOS

  • Se trata de una serie de lineamientos sanitarios y de buenas prácticas a mediano plazo, para cuando la situación de la pandemia del Covid-19 permita la reapertura de los servicios turísticos regionales, focalizada en una primera instancia en alojamientos y restaurantes.

 

El turismo es una de las actividades económicas que más se ha visto golpeada en la región y en el país por el Covid-19. Se estima que cerca de un 95% de las empresas de este rubro son Pymes, y al ser servicios de trato directo con las personas, no han podido realizar su trabajo.

Es así, que con la finalidad de estar preparados para cuando el Ministerio de Salud levante las restricciones, y por supuesto las cuarentenas, en un escenario pospandemia, se lanzaron los protocolos sanitarios para el rubro turístico, con distintas medidas que apuntan a la reactivación del sector. Dichos protocolos, elaborados por el Ministerio de Economía, Fomento y Turismo, la Subsecretaría de Turismo y Sernatur, y validados por el Minsal, buscan preparar a la industria turística para hacer frente a la fase de reactivación.

El Director Regional de Sernatur, Marcelo Vidal, destacó que estás medidas “no son para aplicación inmediata, está enfocado en que cada emprendedor del turismo conozca los protocolos, los pueda implementar y capacitar a su personal, para la tan esperada reapertura, una vez que el Ministerio de Salud lo indique; también pretendemos entregar una guía, criterios homologados y orientar a los emprendedores turísticos, siendo parte de las iniciativas que engloba el Plan Nacional de Turismo. En nuestra región nos estamos preparando desarrollando una Hoja de Ruta, robusta, articulada y asociativa, contando con más de 200 colaboradores, para lograr que nuestra región de Valparaíso sea una de las primeras en reactivarse turísticamente en el país, por su marcada vocación turística y por cada una de las personas que impulsa el turismo en nuestra región”.

Por su parte, el Seremi de Economía, Fomento y Turismo, Alejandro Garrido, afirmó que esta es una buena noticia para todo el sector hotelero y gastronómico de la Región, que si bien sigue sufriendo las consecuencias de la pandemia, “puede desde ya comenzar la implementación de estas medidas y prepararse para los meses de reactivación de la economía”.

“Sabemos que de ninguna manera es posible la reapertura inmediata de hoteles, hostales y restaurantes, pero este protocolo permitirá a las MiPymes del sector turístico cumplir con todo lo necesario una vez que comiencen paulatinamente a flexibilizarse las restricciones sanitarias. Por ahora, estamos abocados a entregarles las herramientas para contener y sobrellevar de la mejor manera posible esta crisis, como el capital de trabajo que requieren para mantener viva su actividad. Por eso la importancia de programas como el Reactívate de Sercotec y  los nuevos instrumentos que el Ministerio de Economía está elaborando a través de Corfo, los que anunciaremos próximamente”, explicó.

Con el escenario de la pandemia, muchas empresas de servicios turísticos han debido reinventarse, otras se encuentran inactivas. Según comentó el Gerente General de la Corporación Regional de Turismo de la Región de Valparaíso, Francisco Godoy, “desde que inició la situación más crítica por la propagación del Covid-19, hemos estado observando atentamente lo que ocurre en Europa y otros países, en los que ya algunos servicios están volviendo a reabrir y el turismo, paulatinamente comienza a reactivarse. Han debido adoptar medidas sanitarias y protocolos sumamente estrictos, para generar confianza en los turistas y visitantes, ya que los destinos que puedan dar seguridad a las personas serán los primeros en reactivarse”.

En este contexto, la Corporación Regional de Turismo en colaboración con Sernatur, convocó a una serie de entidades públicas y privadas, a mesas de trabajo, donde también se integró la academia, para desarrollar una Guía de Turismo Seguro, que busca llevar a todos los servicios vinculados a esta actividad, la información disponible de la autoridad sanitaria del país, así como de la Subsecretaría de Turismo, Minsal y Asociaciones de prestadores de Servicios Turísticos. “El objetivo de estas mesas fue revisar toda la documentación posible, tanto a nivel nacional como internacional, que estableciera medidas sanitarias a implementar en los servicios turísticos al momento de una paulatina reapertura. Este levantamiento de información, además tuvo una bajada regional, ya que trabajamos junto a representantes del sector privado, representantes de Escuelas de Administración Hotelera y Gastronomía, con entidades públicas, para considerar, todas las particularidades de los diversos servicios como hoteles, restaurantes, entre otros, pero además las características de los distintos territorios”, explicó Francisco Godoy.

 

¿En qué consisten los protocolos?

 

El objetivo de estos documentos es proteger tanto la salud de los trabajadores, como la de los turistas y por ello entregan recomendaciones generales acerca de cómo se deben desinfectar y limpiar los espacios de trabajo y de atención al turista, la forma de relacionarse con el cliente (con distanciamiento físico, toma de temperatura, entre otros), la forma de operar con los proveedores y cómo enfrentar un caso de Covid-19 positivo.

El protocolo para establecimientos de alojamiento turístico contempla recomendaciones relativas a la disponibilidad de materiales de higiene en diversos puntos del establecimiento, procesos de limpieza profunda y desinfección, medidas que garanticen el distanciamiento físico, la eliminación de servicio de buffet y manipulación de alimentos en general, equipamiento del personal, una guía para actuar frente a la declaración de cuarentena o aislamiento de un pasajero o colaborador diagnosticado dentro del establecimiento y las medidas de limpieza a implementar en ese caso.

Para el caso de restaurantes, las recomendaciones son similares en cuanto a adoptar medidas estrictas de limpieza, desinfección y sanitización, pero, además, entrega una guía específica para entrada y salida del local, para la atención y disposición de mesas y salones, y para el manejo de cocinas y manipulación de alimentos, fuera de nuevas consideraciones para los servicios sanitarios, y la atención de clientes.

En una segunda etapa, se pondrán a disposición recomendaciones para segmentos más específicos como centros de esquí, eventos corporativos, agencias de viajes y tour operadores, quías de turismo, turismo aventura, turismo rural enoturismo, áreas silvestres protegidas y para turistas.